Image default
Internacional

Bolivia dice que el «reencuentro con el mar» garantizaría su independencia y desarrollo comercial

El presidente Evo Morales afirmó el sábado que el «reencuentro con el mar» garantizará a Bolivia su independencia y desarrollo económico y comercio ultramarino que en la actualidad depende en gran medida de puertos chilenos, debido al enclaustramiento forzado del país desde 1879, cuando Chile invadió el litoral boliviano.


«Para Bolivia, el reencuentro con el mar será alcanzar su segunda independencia para su desarrollo, el comercio internacional y su proyección marítima hacia el mundo», dijo durante su discurso en conmemoración al Día del Mar.

Bolivia nació en 1825 a la vida independiente con mar, sin embargo, en 1879 Chile invadió el litoral boliviano y, posteriormente, se dio una guerra no declarada que privó al país andino amazónico de 400 kilómetros de costa y 120.000 kilómetros cuadrados de territorio.

El jefe de Estado dijo que Bolivia mantiene «intacta» la determinación de volver al mar con soberanía a través del diálogo con Chile.

Según el Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE), Bolivia pierde por año entre 350 millones y 1.000 millones de dólares debido a la falta de litoral.

Esa fuente informó que el año pasado 3,8 millones de 5,3 millones de toneladas del flujo de carga marítima boliviana se movilizó por puertos chilenos, lo que representa el 72% del total.

En su discurso por el Día del Mar, Morales afirmó que el Gobierno también alentará acuerdos bilaterales y regionales para mejorar las condiciones de tránsito para el comercio exterior boliviano.

Además, destacó los avances del proyecto del tren bioceánico de integración y el desarrollo de la hidrovía Paraguay-Paraná para disminuir los altos costos de acceso al mar y las trabas al comercio boliviano en los puertos chilenos.

«Por ello seguiremos impulsando el proyecto del corredor ferroviario bioceánico, reactivaremos nuestras otras vías de comercio en la hidrovía Paraguay-Paraná, para llegar hasta el océano Atlántico y diversificaremos nuestros puertos en el océano Pacífico», apuntó.

Los países sin litoral deben pagar costos más altos y afrontar largas esperas para recibir los productos que importan; la exportación es igual de difícil y se traduce en un menor flujo comercial y un crecimiento más lento que sus vecinos de la costa, según estudios de organismos internacionales.

Fuente: ABI   

Noticias relacionadas

Deja un comentario