Destacada Internacional

Informe revela cómo armas israelíes matan a mapuches en Chile

Chile mata y reprime a sus ciudadanos, mapuches incluidos, con las armas y tecnologías que compra a Israel y que han sido probadas contra la nación palestina.


Los chilenos están en las calles desde hace unas semanas para exigir una nueva Constitución que cambie la redactada durante la época dictatorial de Augusto Pinochet (1973-1990), la cual facilita la militarización, la represión y la criminalización de la población civil —aplicada muchas veces contra la comunidad indígena mapuche—, según publicó el viernes el portal Rebelion.org.

De hecho, la represión policial, con armas y dispositivos israelíes, las torturas, los abusos sexuales contra los detenidos, los toques de queda, las desapariciones, los asesinatos y las detenciones administrativas sin cargos ni juicio, que sufren los chilenos hoy en día, no solo recuerdan al Chile de Pinochet, sino a Palestina.

Israel, de hecho, decidió compensar la pérdida de colaboración militar con los países africanos, tras la guerra árabe-israelí, con Chile al que vende, desde 1973, armas, dispositivos de espionaje y adiestramiento para reprimir a los mapuches —verdaderos dueños de Chile— tal como reprime a los palestinos en sus propias tierras.

Justamente, desde tiempos de la dictadura, cuyos conceptos apenas han cambiado en las últimas décadas, la Agencia Central de Inteligencia (CIA, por sus siglas en inglés) de EE.UU. preveía que la colaboración militar entre Santiago y el régimen de Tel Aviv podría continuar, sin “irritar” a los árabes, siempre y cuando los lazos siguieran siendo discretos.

“La criminalización por parte de Chile de la resistencia mapuche contra la explotación neoliberal tiene paralelismos con la opresión de la resistencia palestina por parte de Israel. Ambos pueblos indígenas se enfrentan a luchas comunes y a opresores similares. La vigilancia, una táctica que tiene profundas raíces en la colonización de Palestina por parte de Israel, es una medida que los gobiernos chilenos han aplicado sistemáticamente contra las personas mapuche”, se lee en el artículo.

Israel prueba sus armas en Gaza y las vende a violadores de DDHH, a golpistas

“Probado sobre el terreno” es el eufemismo que utiliza Israel, una forma fundamental de deshumanizar a la población civil palestina. De hecho, Israel no comercializa sus armas y su tecnología antes de probarlas y los palestinos residentes en el enclave costero son “el experimento humano” del régimen de Tel Aviv.

La compra de armas israelíes por Chile para reprimir a los mapuches, “es un reflejo de la represión israelí de la lucha anticolonial palestina”, sostiene la publicación.

Pinochet, que asumió el poder tras un golpe militar, admiraba al ejército israelí y la postura del régimen usurpador hacia los clientes de sus armas sofisticadas. “Israel no pone condiciones políticas a sus transferencias”, lo cual era importante para el dictador chileno.

Israel no ocultó el apoyo que brindaba a los golpistas que cambiaron el sistema democrático en Chile y les suministraba armas para reprimir a los opositores locales, dentro del marco de la Operación Cóndor, un plan implementado en 1975 por las dictaduras de derecha para acabar con sus oponentes de izquierda.

¿Qué armas y dispositivos militares ha vendido Israel a Chile?

América Latina ha dado la bienvenida a la tecnología militar israelí, que abarca un amplio abanico de sistemas de vigilancia, mantenimiento de sistemas informáticos, munición de fósforo blanco y tecnología de demolición y de aviones de combate utilizados en los bombardeos de la asediada Franja de Gaza por parte de Israel.

Los gobiernos adquieren las armas y los dispositivos militares israelíes so pretexto de luchar contra las bandas narcotraficantes, sin embargo, usan todo este equipo para matar y reprimir a los indígenas.

Un documento desclasificado de la CIA, recogido por el portal, revela importantes detalles sobre las compras militares de Chile al ente de asentamientos coloniales.

Desde 1975 hasta 1988 Israel vendió sistemas de radar, misiles aire-aire, equipamiento naval, aviones y sistemas antimisiles a la dictadura chilena. Además, en la década de 1980, Israel ofreció al ejército de Pinochet la oportunidad de visitar sus industrias de defensa y dio entrenamiento a pilotos y oficiales del país austral.

La cooperación militar entre Santiago de Chile y Tel Aviv sigue hasta la actualidad. En 2018, los ejércitos de ambas partes firmaron nuevos contratos militares, que incluían el mando de liderazgo y métodos de adiestramiento.

Israel se niega a abrir los archivos que podrían contener datos sobre judíos desaparecidos durante la dictadura

Muy comprometido con una política de discreción, Israel mantiene clasificados los documentos de unas 19 000 páginas de lazos bilaterales, que podrían contener la información sobre las familias judías desaparecidas en la era de Pinochet.

El silencio practicado por parte del Ejército de Chile también dificulta acceso a la información o hacer justicia a miles de personas torturadas, asesinadas y desaparecidas durante la etapa más negra de la historia de este país latinoamericano.

¿Cómo comenzó el recién conflicto en Chile?

Desde el 18 de octubre, Chile vive manifestaciones, las cuales, en principio, se produjeron contra una subida en el precio de la tarifa del metro en Santiago, pero luego se convirtieron en un estallido social y, ahora, los manifestantes exigen el fin del mandato del presidente Sebastián Piñera y una nueva Constitución.

El Gobierno chileno, no obstante, respondió a las demandas populares con una brutal represión. El Instituto Nacional de Derechos Humanos ha contabilizado 2808 ciudadanos heridos que tuvieron que ser hospitalizados y, en tanto, denunció que miembros de la policía uniformada chilena, los Carabineros, cometieron “graves violaciones a los derechos humanos”.

Además, el Parlamento chileno aprobó el 4 de diciembre, un proyecto de ley acerca de la seguridad, el cual según el movimiento Unidad Social ­–integrado por más de 200 agrupaciones–, criminaliza las manifestaciones sociales que han iniciado en el país austral desde el pasado mes de octubre y que cumplen 50 días.

Según el movimiento Unidad Social, el mencionado proyecto de ley penalizará con cárcel los paros laborales en ciertas actividades que interrumpan los servicios públicos, el derecho a la autodefensa frente a la represión de la policía chilena, la interrupción del tránsito, las tomas de terrenos, entre otras formas de manifestaciones.

Fuente: Hispantv

Noticias relacionadas

Desigualdad, rebelión popular y violencia: cómo llega Chile al histórico plebiscito por la reforma de la Constitución

Editora

Carabineros de Chile dispersan a manifestantes con camiones hidrantes, en el último viernes de protestas antes del plebiscito constitucional

Editora

Incendios, saqueos y varios enfrentamientos en las manifestaciones por el aniversario del estallido social en Chile

Editora

Deja un comentario