Destacada Internacional Política

Desde la cárcel, Lula responde a Bolsonaro: “Es una ofensa al pueblo argentino”

El expresidente de Brasil contestó los ataques del actual mandatario a Alberto Fernández, criticó duramente a la presidencia de Mauricio Macri y no dejó de hacer elogios a los gobiernos Kirchneristas. “Pueden tener todos los defectos, pero Argentina solo tuvo crecimiento similar en la época de Perón”.


Curitiba es la capital más fría de Brasil y el miércoles la ciudad estaba especialmente helada. Pero cuando Luis Inácio Lula da Silva entró en la sala donde le esperaban, la temperatura pareció subir. Durante toda la entrevista concedida al periodista Bob Fernandes – y aun inédita – el expresidente pareció exhalar un aire de indignación más fuerte que en las anteriores que ya había concedido en la sede de la Policía Federal.

Condenado en tiempo récord por el exjuez Sergio Moro, Lula sigue preso y acompaña desde su celda la difusión de las interminables filtraciones que demuestran evidencias de irregularidades cometidas por Moro – el actor político que, amparándose su toga, lo sacó de la carrera electoral de 2018 y que, pasadas las elecciones, no dudó en aceptar el convite para ser el actual ministro de la Justicia del presidente de ultraderecha Jair Bolsonaro. Con razón, Lula parecía caliente.

“¡Moro es un mentiroso!”, exclamó muchas veces. Y en medio de tantas otras exclamaciones dirigidas a Bolsonaro, terminó hablando por primera vez del resultado de las PASO en Argentina. “Yo vi un discurso de Bolsonaro estos días en contra de Argentina, en contra de la victoria de Alberto Fernández, y yo no pude creer que un presidente de Brasil tuviera la insensatez y la caradura de hablar de su más importante aliado comercial y estratégico – porque Argentina tiene que ser tratada como un aliado estratégico – ofendiendo al pueblo argentino, ofendiendo al hombre que ganó las elecciones primarias”, dijo.

Fue una respuesta a los comentarios del presidente brasileño después de la inapelable victoria de Frente de Todos en el último domingo. De hecho, en la última semana vinieron del mismo Brasil algunas de las voces más duras en ataque a Alberto Fernández y, claro, a Cristina Fernández de Kirchner. Tan pronto fue confirmado el resultado de las PASO, Bolsonaro, bien a su estilo, se apresuró en hacer comparaciones aleatorias con la situación en Venezuela, sin demonstrar mucho compromiso con una postura diplomática o con un análisis más profundo. Afirmó que si Alberto Fernández gana la presidencia, “habrá hermanos argentinos huyendo” hacia la frontera con Rio Grande del Sur, el estado más austral de Brasil, e hizo comparaciones con la situación en el Estado de Roraima, al extremo norte, donde hay una ola migratoria de venezolanos escapándose como pueden de la crisis en su país.

En la entrevista, Lula reaccionó. Y la respuesta, que pretendía ser dura con Bolsonaro, terminó alcanzando a Mauricio Macri. “¿Qué piensa Bolsonaro? ¿Piensa que lo bueno para la Argentina es Macri, el que llevó la inflación a 74%? ¿El que la llevó a una deuda externa de 100 mil millones de dólares? ¿Qué piensa él? ¿Que lo bueno es el que aumentó enormemente la cantidad de gente durmiendo en las calles de Buenos Aires? Por el amor de dios”, dijo. Y sin quedarse a medio camino, Lula completó aclarando su admiración por los gobiernos K y, más que esto, evocando al que en Argentina es tan a menudo evocado: Juan Domingo Perón. “Mira, yo conocí Argentina, la conocí muy bien. Y sé lo que hicieron los Kirchner en Argentina. Ellos pueden tener todos los defectos del mundo, pero Argentina solo tuvo crecimiento similar en la época de Perón.”

Noticias relacionadas

Deja un comentario