Destacada Política

Leopoldo Moreau hizo una fuerte defensa de la estatización de YPF

El diputado se refirió al fallo adverso en la justicia norteamericana: «Estatizarla fue una decisión soberana y por demás inteligente».


El diputado Leopoldo Moreau se refirió al fallo adverso de la justicia norteamericana sobre la reestatización de YPF y en el que está involucrado un fondo buitre que reclama 3 mil millones de dólares.

«Si quieren hablar de YPF, hablemos de YPF. En los 90, cuando la empresa fue privatizada se introdujo una cláusula para dificultar que algún día volviera a manos del Estado.

Pero frente a la Constitución Nacional no hay cláusula que valga porque permite expropiar por ley y eso es, precisamente, lo que votó el Congreso. No hubo confiscación: REPSOL inició juicio, pero cuando se firmó el acuerdo de traspaso lo retiró», afirmó Moreau en una serie de tuits.

El legislador agregó: «Ahora resulta que los fondos buitre vuelven a aparecer y quieren que la cuestión se dirima en los tribunales de Estados Unidos. Pero ese no es lugar porque lo que se discute es si el Estado puede o no expropiar, y eso sólo lo pueden resolver los tribunales de Argentina. (Incluso el gobierno de Macri sostiene el mismo punto de vista)».

Para Moreau, «recuperar YPF, creada por un gobierno radical, fue una decisión más que correcta». Y en esa línea, ponderó: «Tanto es así que lo único que tiene para mostrar el gobierno de Macri, el Boom productivo de Vaca Muerta es, casualmente, de la YPF Estatal».

Sobre el litigio, reveló: «El juicio va a llevar muchos años. Hablan de que habría que pagar 3 mil millones de dólares si se perdiera, pero lo que no dicen es que la YPF Estatal tiene 100 mil millones de dólares de patrimonio, que puede aumentar en el futuro».

«En 2015, dos empresas que eran accionistas minoritarias presentaron una demanda en los tribunales de Nueva York contra Argentina y contra YPF. Las empresas, Petersen Energía Inversora S.A.U. y Petersen Energía S.A.U., estaban en quiebra en España. Habían adquirido acciones de YPF a Repsol mediante un préstamo que la misma Repsol y algunos bancos les otorgaron y que iban pagando a medida que la compañía pagaba dividendos. Las propias acciones actuaban como garantía del préstamo. Cuando YPF dejó de pagar dividendos, las Petersen no pudieron pagar su préstamo. En el proceso de liquidación apareció Burford Capital Ltd., una especie de fondo buitre de juicios domiciliada en una guarida fiscal que se ofreció a «financiar» a las compañías para llevar adelante el litigio», describe sobre el caso la periodista especializada Mara Ruiz Malec en el portal Cenital.

Fuente:  El Destape

Noticias relacionadas

Deja un comentario