Destacada Política

De cara a la renovación de autoridades, JXC sufre la ruptura del bloque radical

El sector que lidera Martín Lousteau, y que se referencia en Emiliano Yacobitti y en Enrique Nosiglia, anunció la formación de un bloque propio en la Cámara de Diputados, dentro de Juntos por el Cambio.


Tras el anuncio de Evolución Radical de alejarse del bloque de la UCR y formar una bancada propia en la Cámara de Diputados, al no haber podido superar sus diferencias con la conducción que lidera Mario Negri, Juntos por el Cambio (JxC) deberá ahora lidiar con esa tensión y con un interbloque que quedará conformado por al menos siete bancadas diferentes en la Cámara baja.

La decisión de Evolución Radical, que lidera Martín Lousteau, de separarse de la estructura del bloque que conduce Mario Negri, tras las tensiones que protagonizaron ambos sectores en las últimas semanas, sorprendió al sector del cordobés que aspiraba a limar asperezas antes de la reunión de este lunes por la tarde, en la que se ratificaron a las autoridades de ese grupo.

Finalmente, el sector de Lousteau no fue de la partida y mediante una nota dirigida a la Presidencia de la Cámara formalizó la conformación del nuevo bloque, integrado por 12 miembros y con el cordobés Rodrigo de Loredo como presidente.

Con esas anunciadas ausencias, el grueso de la bancada radical ratificó a Negri como presidente, a Karina Banfi como vicepresidenta y anunció la postulación de Julio Cobos como vicepresidente tercero de la Cámara.

«Siempre estaremos en el bloque UCR defendiendo los valores del radicalismo, luchando por la República y respetando a rajatabla el contrato electoral con la ciudadanía. No es tiempo de especulaciones mezquinas. Que la sociedad esté tranquila: nunca seremos cómplices del Gobierno», señalaron los 33 diputados que continúan dentro de la estructura orgánica del radicalismo parlamentario a través de un comunicado difundido al término de la reunión.

En el mismo sentido, expresaron: «Sorpresivamente, ante un resultado adverso, este lunes 12 legisladores decidieron quebrar el Bloque de la UCR. Esto es una práctica claramente antidemocrática e injustificable. Nos preocupa que se le dé la espalda a lo que la sociedad votó el 14 de noviembre: un radicalismo unido para derrotar al populismo».

«Las descalificaciones y agravios hablan de quienes los profieren. Nosotros solo nos ocuparemos, como único bloque de la UCR en la Cámara de Diputados, de fortalecer los valores de nuestro partido, sin soberbia. La sociedad espera respuestas y soluciones a los problemas acuciantes del país y en ello nos focalizaremos», concluyeron.

Por la mañana de este lunes, en un comunicado de una página, los diputados de Evolución Radical que responden a Lousteau, pero cuya voz en la Cámara de Diputado es el porteño Emiliano Yacobitti, que venía cuestionando la conducción ejercida por Negri, adelantaron detalles de la escisión.

«El radicalismo renovador armará un bloque radical dentro de Juntos por el Cambio», adelantaron en el texto los diputados que conformarán el bloque UCR Evolución, integrado por 12 legisladores, presididos por el diputado electo Rodrigo de Loredo, de Córdoba.

Los 12 legisladores que decidieron pegar el portazo afirmaron en el texto: «Más de una decena de diputados de distintas provincias hemos tomado esa decisión porque no estamos de acuerdo con que se repitan las mismas vocerías que vienen expresándose en nombre del partido desde hace décadas. No es una cuestión de nombres sino de representación social».

De esta manera, este espacio que presidirá Rodrigo De Loredo (Córdoba), estará integrada por los siguientes once diputados y diputadas: Martín Tetaz, Emiliano Yacobitti, Carla Carrizo, Dolores Martinez (CABA), Gabriela Brouwer de Koning (CBA), Victoria Tejeda (Sta Fe), Pablo Cervi (Neuquen), Alejandro Cacace (San Luis), Danya Tavela (PBA), Marcela Antola (Entre Ríos) y Martin Berhongaray (La Pampa).

Con 12 diputados, el bloque UCR Evolución superará en un diputado al bloque de la Coalición Cívica de Elisa Carrió, que está integrado por 11 legisladores.

Fuentes parlamentarias afirmaron que esta separación del bloque de la UCR le quitaría fuerza al radicalismo dentro del interbloque Juntos por el Cambio, ya que se alejaría mucho más del volumen numérico que ostenta el PRO, entre 53 y 54 de los 116 legisladores que integran el espacio.

Confirmada esta ruptura, la UCR quedaría en 33; UCR Evolución en 12; la Coalición Cívica en 11; el sector de Monzó y Margarita Stolbizer, con 4 diputados; el monobloque liderado por el economista Ricardo López Murphy y otro del salteño Carlos Zapata, referenciado en Alfredo Olmedo.

Para llegar a sumar 54 integrantes, el bloque PRO resolvió finalmente cambiar su nombre por el de «Frente PRO», con el propósito de contener a algunos de los legisladores electos en los últimos elecciones que no se sienten identificados con el macrismo y evitar que conformen bancadas por separado, como de hecho ya ocurrió con el sector de Monzó.

Esa nueva designación permitió que el bloque pase de tener 50 integrantes a 54, a partir de las incorporaciones de Avanzar San Luis, integrado por el exgobernador Claudio Poggi; de los sanjuaninos Marcelo Orrego y Susana Laciar, con partido propio, y a la misionera Florencia Klipauka Lewtak, del sector del exgobernador Ramón Puerta y del exsenador Miguel Pichetto.

De todos modos, la decisión del sector que lidera Lousteau no sorprendió demasiado a los diputados que respaldan a Negri, ya que se trata del tercer intento de Evolución de separarse de la estructura formal del bloque.

Las tensiones en el seno de ese espacio se profundizaron el jueves pasado cuando Yacobitti dejó en claro que podían irse del bloque, en una reunión que se hizo en el despacho del diputado de la UCR, Miguel Bazze, cercano a Negri.

En ese encuentro, los diputados de Evolución exigieron la jefatura del Interbloque de JXC para ese espacio, pero desde el sector que lidera Negri le respondieron que ese planteo no era viable porque numéricamente ese lugar le corresponde al PRO.

Además, ese planteo no contaría con el aval de las otras fuerzas que integran el interbloque de JXC, tanto por el PRO como por la CC, le dijeron también a los diputados que este lunes se decidieron a separarse y conformar un bloque separado de sus correligionarios, aunque dentro del frente Juntos por el Cambio.

Las fuentes revelaron que ese escenario se profundizó con los hechos ocurridos el viernes en el Comité Nacional durante la elección de autoridades de la Juventud Radical, donde fue electa Valeria Pavón, una joven correntina que responde al sector encolumnado con los gobernadores de Corrientes, Gustavo Valdés, y de Jujuy, Gerardo Morales, que respaldan la continuidad de Negri.

En los próximos días, y además de definir el número que tendrá cada bancada, la coalición opositora debe resolver si continuará con el esquema actual de jefaturas.

El interbloque, también en manos de Negri, deberá resolver si el cordobés continúa al frente de esa estructura parlamentaria, a pesar de que el Frente PRO, con mayor número de integrantes, podría reclamar ese lugar en manos de Cristian Ritondo, quien aún no cuenta con total aval entre los legisladores de la CC que responden a Carrió.

Noticias relacionadas

Aníbal Fernández: «Nadie en sus cabales puede creer que lo que dice Vidal sea cierto»

Editora

Máximo Kirchner cuestionó el «comportamiento patoteril» de la oposición

Editora

Esteban Bullrich renunció a su banca con una carta que conmovió al Senado

Editora

Deja un comentario